Bookmark and Share    
 
Frequently Asked Questions
Preguntas y respuestas frecuentes
Esta falsedad ha ganado tanta fuerza que multitudes de cristianos la refieren como el “sábado judío.” Pero en ningún lugar encontramos dicha expresión en la biblia. Es llamado “el sábado de el Señor,” pero no “el sábado de los Judíos.” Éxodo 20:10. Lucas fue un escritor gentil del nuevo testamento y seguido hacía referencia a cosas que eran peculiarmente judías. El hablo de la “nación de los judíos.” “la gente de los judíos.” “la tierra de los judíos.” Y la sinagoga de los judíos.” Hechos 10:22; 12:11; 10:39; 14:1. Por favor observe que Lucas nunca se refirió como el “sábado de los judíos,” aunque el mencionó el sábado repetidamente.

Cristo claramente pensó que “el sábado fue hecho por el hombre.” Marcos 2:27. Lo cierto es que Adán fue el único hombre que existía en el tiempo que Dios hizo el sábado. No había judíos en el mundo por lo menos 2,000 años después de la creación. Así que jamás fue hecho para ellos. Jesús uso el término “hombre” en sentido genérico, refiriéndose a la humanidad. La misma palabra se utiliza en relación con la institución del matrimonio, que también fue introducido en la creación. La mujer fue hecha para el hombre, tal como fue hecho el sábado para el hombre. Desde luego, nadie cree que el matrimonio se hizo sólo para los judíos.

El hecho es que dos hermosas instituciones originales fueron creadas por Dios mismo antes de que el pecado viniera a este mundo- el matrimonio y el sábado. Ambas fueron hechas para el hombre, las dos recibieron bendiciones especiales del Creador y ambas continúan siendo tan santas como cuando fueron santificadas in el jardín del edén.

También es interesante notar que Jesús fue quien hizo el sábado en la primera semana del tiempo. Allí estaba la razón de su aclamación por ser el Señor del sábado. (Marcos 2:28). Si es el Señor del sábado, entonces el sábado tiene que ser el día del Señor. Juan tenía una visión de “el día del Señor,” de acuerdo a Apocalipsis 1:10. Ese día tuvo que ser sábado. Es el único día designado y clamado por Dios en la biblia. Al escribir los diez mandamientos, Dios lo llamó “el sábado del Señor.” Éxodo 20:10. En Isaías, Él es citado haber dicho, “El sábado, mi día santo.” (Isaías 58:13).

Pero no debemos pasar por alto el hecho de que Dios quien creó la tierra e hizo el sábado para Jesucristo mismo. Juan escribió: “En el principio era el Verbo, y el Verbo era con Dios, y el Verbo era Dios. Este era en el principio con Dios. Todas las cosas por él fueron hechas, y sin él nada de lo que ha sido hecho, fue hecho. … Y aquel Verbo fue hecho carne, y habitó entre nosotros (y vimos su gloria, gloria como del unigénito del Padre), lleno de gracia y de verdad.” San Juan 1:1-3,14.

Pablo claramente identifica a Jesús como el Creador,”… Su querido Hijo: En quien tenemos redención por su sangre… Porque en él fueron creadas todas las cosas.” Colosenses 1:13,16. Para los cristianos separar a Jesús del sábado es un error muy trágico. Porque Él es el autor, el Creador, el Santificador, y el Arquitecto de el sábado. Descontar las bendiciones las cuales Él situó en ese día es como negar su autoridad.

Esta discusión ha llevado a muchos a creer que el sábado existió sólo por un periodo de tiempo limitado siguiente a la creación. Pero, ¿es esto un hecho? En realidad, el sábado no podría ser sólo un tipo de sombra de algo, por la simple razón que fue hecho antes de que el pecado entrara a la familia humana. Ciertas sombras y prácticas típicas fueron instituidas como resultado del pecado y dirigidas hacia la liberación del pecado. Tales fueron los sacrificios empleados para simbolizar la muerte de Jesús, el Cordero de Dios. No hubiese habido sacrificios de animales de no haber existido el pecado. Estas ofrendas fueron abolidas cuando Cristo murió en la cruz, porque los tipos habían resultado cumplidos (Mateo 27:51). Pero ninguna sombra existió antes de que el pecado entrara en este mundo; por lo tanto, el sábado no pudo ser incluido en la ley ceremonial de los tipos de sombras.

Pablo se refiere a los sistemas temporales de ordenanzas en Colosenses 2:14-16 al estar “contra nosotros” y “en contra de nosotros.” El la ató a las ofrendas de carne, ofrendas de beber, y festivales anuales de la ley que fue “abolida.” Es verdad que se refiere a los sábados también en el texto, pero al tomar en cuenta que les llamo “días sábados, los cuales son sombra de las cosas que están por venir. “¿Fueron algunos días sábados abolidos en la cruz? Sí, había por lo menos cuatro sábados al año los cuales venían en ciertos días del mes y fueron clavados en la cruz. Había sombras y ofrendas específicas requeridas de carne y bebidas. Todos los sábados anuales fueron descritos en Levítico 23:24-36, y se resumen en versículos 37 y 38: “Estos son las fiestas solemnes del Señor, a las que convocaréis santa reuniones, para ofrecer ofrenda encendida al Señor, una ofrenda quemada, y ofrendas de carne, un sacrificio, una ofrenda de bebidas, todo para su día: al lado de los sábados del Señor.”

Las Escrituras plenamente distinguen entre los sábados anuales sombríos y los “sábados semanales del Señor.” Las ceremonias sabáticas fueron abolidas en la cruz; se han añadido como consecuencia del pecado. Pero el sábado de la ley de los diez mandamientos había sido santificado antes de que el pecado fuese introducido y más tarde fue incorporado en la gran ley moral escrita por el dedo de Dios. Fue eterno en su naturaleza.
Página: 1 Of 1Primero  Previous  1  Next  Ultimo